Mitos del sexo

sexo

Hoy en día mucha gente habla de sexo, ya dejó de ser un tema tabú del que no se puede decir nada. Eso es fantástico, era hora de poder empezar a hablar sin miedos. El tema que hoy queremos tocar es el de los mitos. Es tanto lo que se habla que ya no sabemos qué cosas son verdad y cuáles no lo son, lo que hace que muchas veces sintamos que no somos las mejores o que estamos en deuda con nuestras parejas. Así que aquí les dejamos algunos mitos que definitivamente no debes escuchar sino que debes hacer lo que a ti te haga sentir mejor.

FALSO: Mientras más rato tienes sexo es mejor. ¿Alguna vez te ha pasado que tu pareja tomó mucho y el sexo se hace eterno? Si es así tienes claro que más tiempo no significa mejor. Lo importante es que el sexo dure el tiempo que a ti te parezca bien, nadie puede saber cuánto es eso. Lo importante es que tanto tu pareja como tu estén “prendidos” y disfruten del momento, lo demás son solo cuentos.

FALSO: Es obligación tener sexo oral. Es muy simple, nadie te puede obligar a hacer nada, si te reclaman y dicen que si no lo haces no eres buena, entonces ten claro que él no es suficientemente bueno para ti. Si quieres tener sexo oral, adelante pero por tu decisión y no para que te sigan queriendo. Y si no te gusta que te hagan tampoco es algo malo. Es tu cuerpo, tu decides lo que haces con él.

FALSO: No hay que tener sexo durante los días de menstruación. Muchas parejas disfrutan mucho teniendo sexo durante esos días pues dicen que es más fácil y agradable. Solo deben preocuparse de hacerlo en un lugar que se pueda limpiar fácilmente o poner algo sobre la cama para no mancharla. Generalmente a los hombres no les importa pero deben estar los dos de acuerdo si quieren probarlo.

FALSO: El matrimonio es aburrido si no tienes sexo regularmente. El día a día, la rutina, los hijos… hay muchas variables en juego y eso hace que no siempre quieras tener relaciones con tu pareja. El promedio es hacerlo dos veces por semana pero generalmente, cuando hay niños chicos este promedio tiende a bajar. Lo importante es tratar de que cuando uno de los dos tiene ganas el otro intente “ponerte a tono” para que no sea motivo de frustración. Recuerda, el sexo es para pasarlo bien y disfrutar, no es una obligación.

FALSO: Para poder tener relaciones hay que estar depilada. Te aseguro que a tu pareja, al momento de tener sexo, lo menos que le preocupa son los pelos. Y si tienes o no tienes que tener una depilación brasilera es decisión tuya lo único relevante es tener una buena higiene personal.

FALSO: Si no llegas al orgasmo significa que no fue buen sexo. Para las mujeres, llegar al orgasmo implica que fueron capaces de “dejar de pensar” y se permitieron sentir y concentrarse en lo que están haciendo. Eso muchas veces es difícil lograrlo y por lo tanto no llegas al orgasmo pero no significa que no hayas disfrutado el momento. Si nunca tienes orgasmos es motivo de preocupación pero si no es así puedes relajarte y recuerda tratar de desconectarte un poco de tu cabeza.

En definitiva, lo importante es saber que lo que a ti y a tu pareja les funciona está perfecto. No te obligues a hacer nada que no quieras y recuerda siempre que en el amor no hay reglas que puedan aplicarse a todos por igual. Preocúpate de disfrutar. Fuente: Actitud Fem

You Might Also Like