Conversar con nuestros hijos algunos tips

talk

Conversar es la mejor manera de  saber qué está pasando con nuestros hijos. Hoy les queremos compartir algunos Tips de la Asociación Americana de Psicología para tener una mejor comunicación con nuestros hijos. No siempre es fácil hablar con ellos y si están entrando en la etapa de la adolescencia la dificultad se vuelve aun mayor.

 

Estar disponible para tu hijo

  • Descubre cuáles son los momentos en que tu hijo es más abierto a conversar (como por ejemplo la hora de dormir, camino al colegio, antes de comer, etc.) y preocúpate de estar disponible en ese momento.
  • Empieza tú la conversación, con esto tu hijo sabrá que te preocupa lo que está pasando en su vida.
  • Encuentra cada semana un tiempo para hacer una actividad uno a uno y evita programar otras cosas durante ese tiempo.
  • Aprende de los intereses de tu hijo, por ejemplo su música favorita, algún programa de televisión, actividades, etc. y muestra interés en ellas.
  • Empieza las conversaciones contándole a tu hijo lo que has estado pensando más que con una pregunta.

 

Permite que tu hijo sepa que lo estás escuchando

  • Cuando tu hijo te hable de sus preocupaciones detén lo que sea que estés haciendo y escúchalo.
  • Demuestra interés en lo que te está diciendo sin parecer intrusa.
  • Escucha su punto de vista, incluso si es difícil de oirlo.
  • Déjalo que termine su punto antes de responder.
  • Repite lo que ellos dijeron para asegurarte que entendiste correctamente.

 

Responde de una manera en que tu hijo vaya a escuchar

  • Tu hijo va a dejar de escucharte si pareces enojado o a la defensiva. Las reacciones deben suaves pero firmes.
  • Expresa tu opinion sin desestimar la de él, explícale y demuéstrale que está permitido no compartir la opinión.
  • Resistete a decir quién tiene la razón, en vez de eso dile “Sé que no estés de acuerdo conmigo pero esto es lo que yo pienso”
  • Enfócate en los sentimientos de tu hijo más que en los tuyos durante la conversación.

 

Recuerda

  • Pregúntale a tu hijo que es lo que quieren o necesitan de ti a la hora de conversar: un consejo, solo escuchar, ayudar a lidiar con los sentimientos, ayudar a resolver el problema.
  • Los niños aprenden imitando. Normalmente va a seguir tus pasos en cómo manejar el enojo, resolver problemas y trabajar en los sentimientos más complicados.
  • Habla con tu hijo, no le des cátedra, no lo critiques, no amenaces y no digas cosas hirientes.
  • Los niños aprenden de sus propias decisiones. Mientras las consecuencias no sean peligrosas no sientas que debes meterte a resolver el problema.
  • Ten presente que tu hijo puede probarte contándote una pequeña parte de lo que le está molestando. Escucha con atención lo que está diciendo y motívalo a hablar, si lo haces bien puede que te cuente toda la historia y logres conversar más allá-

 

Ser padres es trabajo duro

Escuchar y conversar son la clave para una conexión saludable entre tú y tu hijo. Pero ser padre es un trabajo duro y mantener una buena conexión con los adolescentes puede ser desafiante (especialmente porque como padres estamos lidiando con muchas otras presiones también) Si sientes que estás teniendo problemas por un período largo de tiempo es bueno que consideres pedir ayuda profesional para que sepas cómo lidiar con tu hijo.

 

 

 

You Might Also Like