Ansiedad: Síntomas a los que no les ponemos atención

padres ansiosos

La ansiedad puede provocar que tengamos miedo o nos sintamos abrumados. También puede producir preocupación constante y dificultad para relajarse. Pero la ansiedad también puede producir algunos síntomas físicos que muchas veces no “escuchamos”.

Aquí les dejamos un listado para que estén atentas por si sus hijos los presentan. Es importante tener en cuenta que cada síntoma por sí solo puede ser por otros motivos y la idea no es auto diagnosticar a los hijos pero sí estar atentas si vemos que estos se presentan constantemente en nuestros hijos (o en nosotros mismos) sin razón aparente.

  1. Dolor muscular: este es uno de los síntomas más usuales de la ansiedad. Además de causar dolor el estrés puede provocar inflamación también.
  1. Dolores de cabeza: Otro síntoma común de la ansiedad crónica son los dolores de cabeza. Los dolores frecuentes de cabeza aparecen debido a la tensión muscular causada por el estrés y pueden empeorar si se toma un exceso de cafeína (que se encuentra en algunas bebidas por ejemplo)
  1. Fatiga: La ansiedad puede provocar que se debiliten las glándulas suprarrenales que son extremadamente importantes en mantener el equilibrio y la salud del cuerpo en general. Una de las consecuencias de esto es la fatiga.
  1. Problemas digestivos: Un intestino irritado está relacionado con la ansiedad. Si nuestro cerebro no está funcionando de manera normal nuestro sistema digestivo también sufre. El tracto gastrointestinal produce serotonina, la cual actúa como un neurotrasmisor que calma al cerebro. La producción de esta se puede ver afectada por la mala digestión producida por la ansiedad.
  1. Ansias de comer azúcar: Debido a que el azúcar produce la sensación de placer antes de causar daño a nuestro cuerpo, la gente con ansiedad puede sentir un ansia por ella cuando se sientan estresados.
  1. Problemas para dormir: Las personas que tienen ansiedad pueden tener graves problemas a la hora de quedarse dormido o de relajarse. La razón de esto es que el cerebro está trabajando muy rápido y no porque sea la hora de dormir se va a calmar.
  1. Cambios de humor: La paciencia disminuye notoriamente si el cerebro está lleno de preocupaciones o pensamientos negativos. Las personas que están sufriendo de ansiedad pueden tener actitudes poco amables con las personas para intentar llamar la atención.
  1. Dificultad de enfocarse: Debido a que la mente de las personas con ansiedad está llena de cosas dando vuelta es posible que tengan dificultades para concentrarse o enfocarse en lo que se está haciendo. Pueden tratar de hacer algo pero probablemente su mente está en otro lugar.

Aunque los problemas de ansiedad no se pueden arreglar rápidamente podemos mantener los síntomas al margen si tenemos un estilo de vida balanceado. Si esto está ocurriendo te invitamos a intentar los siguientes cambios en tu vida diaria:

  • limitar la cantidad de cafeína
  • dormir suficiente
  • tener una dieta balanceada
  • evitar la nicotina y el alcohol
  • hacer ejercicio regularmente
  • practicar la respiración profunda
  • probar con la meditación
  • identificar las relaciones poco saludables (e intentar cortarlas)
  • establecer horarios adecuados (o al menos razonables)
  • reconocer a quien se debe evitar cuando estas sintiendo ansiedad
  • hablar el problema cuando te sientes abrumada

 

(Basado en el texto de Truth Code)

Foto portada: www.socialnews.xyz

 

 

 

 

You Might Also Like